lunes, 26 de abril de 2010

Biografía de una anarquista: Abraham Bluestein



Abraham Bluestein, más conocido como Abe Bluestein, nace en EEUU en 1909. Su familia, inmigrantes libertarios rusos de origen judío, tendrá que huir del país tras haber sido encontrado material libertario en su hogar, además de numerosa documentación que relacionaba a su padre, Mendel Bluestein, con un intento de atentado contra un soldado del zar Nicolás II.

La familia se instala en Filadelfia, donde siguen trabajando por el anarquismo. Para ello se afiliarán a la Internacional ácrata Ladies Garment Workers Union desempeñando un papel muy importante en la lucha por los derechos de los trabajadores. Ya en 1919, los Bluestein se trasladan a la colonia libertaria de Stelton, en nueva Jersey. Aquí vivirán junto con otras cien familias, la mayor parte de ellas judías de Europa oriental. La educación dentro de la comuna era impartida por la Escuela Moderna, una centro tomado a imagen y semejanza del proyecto de Francisco Ferrer i Guardia,y será allí donde el pequeño Abe tome clases hasta secundaria.

Con la crisis de los 30 la familia se muda de Stelton a Nueva York. Aquí nos encontraremos con un Abraham afianzado en sus ideales anarquistas que comienza a participar en numerosos actos del Centro Libertario neoyorkino, además se dará a conocer como uno de los miembros más activos del Vanguard Group.

En 1936 se unirá a varios grupos de apoyo que intentaban venir a España para luchar en la Guerra Civil pero no es hasta 1937 cuando, como reportero del Canadian Broadcasting Company (CBC), llegue a Cataluña. Ya en el país prestará su ayuda a la CNT creando programas de radio, boletines informativos y artículos de prensa orientados a los combatientes de habla inglesa.

Tras el triunfo del General Franco volverá a EEUU y contemplará con horror como sus compañeros se dividen en partidarios o detractores de la participación del movimiento libertario en la II Guerra Mundial. Él, favorable al pacifismo, será acusado de cobarde, traidor o fascista. Las críticas le sumirán en una decepción profunda que le harán tomar la decisión de apartarse de la vida pública anarquista.

Ya en la última etapa de su vida colaborará con numerosas publicaciones como el Club del Libro Libertario. También ejercerá de traductor de libros españoles al inglés y participará en el documental Free voice of labor. Su actividad irá decayendo a lo largo de los años hasta que, en 1997, muere en un hogar de ancianos de Nueva York.

27 comentarios:

Tani dijo...

Querido Pablo, gracias por compartir unos detalles de la vida de Bluestein, especialmente la salida y regreso a España para continuar con sus ideales.
Un beso y buen día

Las Reinas Del Garito dijo...

Interesante biografía. Siempre nos sorprende la energía de los jóvenes y no tan jóvenes que dejaban sus hogares para venir a combatir en España por sus ideales.

Saludos.

Mercedes dijo...

Es siempre interesante recordar personajes olvidados como Abraham Bluestein, y de esta forma tan didáctica.
Gracias.

ROSALIANM dijo...

Hola amigo, había oído hablar de este personaje pero has ampliado más mi información. Que vino a Cataluña sí lo sabía pero desconozco mucho de él.
Gracias por tu didáctica entrada.
un abrazo.

Cayetano dijo...

Tienes mucha razón. Dentro del anarquismo o de las posturas libertarias había gente de acción violenta y gente pacífica que creía en un mundo mejor y sin imposiciones de ningún tipo.
Saludos.

La Dame Masquée dijo...

Yo creo que despues de la guerra civil debio buscarse otros horizontes y no regresar a Estados Unidos. Pero por lo que nos cuenta, él no se desanimó.

Feliz comienzo de semana, monsieur

Bisous

Katy dijo...

Vidas azarosas y complicadas, pero gente comprometida con sus ideales al fin y al cabo.
Un abrazo

Xibeliuss dijo...

Se vio inmerso en una de las más profundas disyuntivas del anarquismo. Pacifistas, sí. ¿Cómo no luchar contra el nazismo? Y una vez que has justificado una guerra ¿Se pueden descalificar otras? Sí, claro, pero el camino está abierto.
Saludos

Pablo D. dijo...

Es curioso ver como se implica de manera personal en la Guerra Civil española pero luego para la II Guerra Mundial toma una actitud pacífica.

Gracias por pasarte, Tani.

Un saludo!

Pablo D. dijo...

Es muy de elogiar que otras personas dejasen la seguridad de sus hogares para jugarse la vida en un país que no es el suyo. Esto nos demuestra que los ideales están muy por encima de cualquier frontera...

Un saludo, Reinas!

Pablo D. dijo...

Hay que recordar a las personas que lucharon por un mundo mejor, aunque su fama no sea la que históricamente se merecen, siempre se deben de llevar en la mente.

Un saludo, Mercedes!

Pablo D. dijo...

Fundamentalmente trabajó en funciones de periodismo para la CNT, fue la voz y la pluma que hacía llegar a los combatientes ingleses, y al mundo en general, los avances y retrocesos de la Guerra en España.

Vino al país con su mujer, Selma Cohen, una gran artista que también trabajó para la Confederación.

Dos personajes muy comprometidos, Rosalianm.

Un saludo!

Pablo D. dijo...

Si trasladamos la cuestión a España podemos ver la lucha histórica del treintismo y el faismo.

A veces la violencia no conduce a ningún sitio, otras el pacifismo no vale para nada. Habría que trazar una línea entre las dos posturas para conseguir una solución común.

Un saludo, Cayetano!

Pablo D. dijo...

Debió ser duro salir de una guerra para meterse en otra.

Después de la muerte de Franco pensó que su trabajo ya estaba hecho y que sus compañeros americanos no querrían involucrarse en otra guerra tan lejana. El ataque a Pearl Harbor seguramente fuese el detonante del interés del anarquismo estadounidense de entrar en la guerra.

Un saludo, Madame!

Pablo D. dijo...

Gente muy comprometida que dejaba lo poco que tenía para luchar por aquello que creían justo. Poca gente hace eso hoy en día...

Un saludo, Katy!

Pablo D. dijo...

Es difícil ponerse en su piel. Puede que la Guerra Civil le acausase tanto pavor que optase por la vía pacífica. O que se diese cuenta de que con la luchar armada no se llegaba a buen puerto.

Lo que no cabe duda es de que el anarquismo norteamericano fue muy crítico con él y eso lo causó profundo dolor...

No se sabe lo que pasaría por su cabeza, Xibeliuss.

Un saludo!

E..P.. dijo...

Creo que realizó programas de radio para los combatientes catalanes y elaboró boletines semanales y diversas publicaciones sobre el devenir de la Revolución para los compañeros de habla inglesa. Además un años más tarde regresó a Estados Unidos y Abe tradujo el libro de Augustin Souchy sobre las colectividades aragonesas, entre otros.
Tambien tradujo Historia de la FAI.
La verdad hace mucho que no toco temas anarquista, en mi juventud estaba yo más empanado.
Me ha gustado muy interanse e ilustrativo.
Un saludo cordial.

Felipe dijo...

Recordar a personas como Abraham Bluestein es parte de nuestra memoria roja y de agradecimiento a todas aquellas personas que vieron en la II República un régimen legítimo y democrático.
_________________________

Saludos

aniki dijo...

Interesante biografía, gracias por compartirla.

Besos.

Nikkita dijo...

Hola Pablo, otra biografía interesante. Debió de ser realmente duro para él el ser acusado de cobarde o traidor por el hecho de declararse pacifista, pero es extraño que se tire de cabeza a participar en la Guerra Civil, y a la vuelta se declare pacifista. Puede que fuera, como muchos otros, porque tras una guerra no quieren ver otra ni de lejos....
Besos.

NORMA SANTOS dijo...

Hola Pablo, yo no conocía a este personaje tan valiente y audaz. La historia parece muy interesante y el hecho de que dejara su patria para venir a un lugar lejano y prestar su ayuda.
Eres una fuente de información.
Un besote amigo.

Pablo D. dijo...

Gracias por aportar más información sobre Abe, E..P..

Sí, en su última etapa se dedicó a la traducción de libros libertarios españoles y como tú apuntas el más conocido fue "Historia de la FAI" de Juan Gómez Casas. El libro de Agustín Souchy lo tradujo nada más llegar de España, tras la Guerra Civil.

Un saludo!

Pablo D. dijo...

Es que era un régimen legítimo y democrático, Felipe. Aunque muchos pseudohistoriadores se empeñen en decir lo contrario, el rey abandonó su trono por decisión propia y no por un golpe de estado...

Un saludo!

Pablo D. dijo...

Gracias a tí por pasarte por aquí, Aniki.

Un saludo!

Pablo D. dijo...

Yo me decanto por esa opción, la de el pacifismo por no volver a tener que ir a otra guerra después de ver los horrores de la española. Si no, no veo otra explicación lógica en su manera de actuar...

Un saludo, Nikkita!

Pablo D. dijo...

La historia está llena de valientes que lo arriesgan todo por sus ideales, independientemente del país donde tengan que ir.

Siempre resulta interesante encontrarse una biografía de un personaje así. Te hace replantearte tus ideas...

Un saludo, amiga Norma!

Anónimo dijo...

Vengo desde otro blog, y desde ese blog he sonreido al contemplar el logo que te identifica.

Hace unos años en la facultad de Historia, un profesor me enseñó, el amplio sentido de la palabra Anarco, que no, anarquismo... Curiosamente, sin credos ni consignas preconcebidas... me identifique, con -como muy bien describes- esa utopía. Y, descubrí que de alguna forma, siempre que me era posible ponía en practica esa libre expresión, la mía.

... He comprendido a largo de todos estos años el por que un pensamiento "libre" resulta incomodo, incluso molesto.., y no solo a los gobiernos, sino también a muchos de quienes nos rodean, y he llegado a una conclusión: no todo el mundo esta preparado para creer y tener fe en las utopías... Por eso interesa que desde la ignorancia se vincule a la Anarquía, con el nihilismo, y nunca con quienes abrazamos la libertad "de acto y de facto".

Un placer leerte.

Salud.

Rosa

Related Posts with Thumbnails