viernes, 4 de junio de 2010

Kroptkin y el mercado




"Toda nuestra producción es un contrasentido. Al negocio no le interesa la necesidad de la sociedad. Sólo trata de aumentar las ganancias del negociante. Por eso, la industria fluctúa constantemente y está en una crisis económica".
Piotr Kropotkin

25 comentarios:

Silvia dijo...

“Lo que la humanidad observa en el hombre verdaderamente moral es su energía plena de vida, que le empuja a dar su inteligencia, sus sentimientos, sus actos, sin pedir nada a cambio”


Cuando la sociedad en la que nos movemos solo se rige por sus propios intereses, donde queda la inteligencia del bien común?

saludos,

Las Reinas Del Garito dijo...

Cuando la economía pasa de satisfacer nuestras necesidades básicas a crear un sinfín de necesidades supérfluas las cosas van mal.

Cuando creemos que todas esas necesidades supérfluas son necesarias, o incluso imprescindibles, las cosas tienen poca solución.

Afortunadamente el tiempo lo pone todo en su sitio. Crisis por agotamiento de recursos, violencia, mortandades... y vuelta a empezar si podemos sobrevivir como especie.

Qué día más amargo parece que tenemos hoy.

Disfruta del fin de semana, compañero.

Madame Minuet dijo...

Por eso y por mucho mas nunca encontraré un amor igual. No cantaba eso Julio Iglesias, monsieur?
Que razon tiene Kropotkin: solo se trata de aumentar las ganancias del negociante, y a nadie parece importarle que eso no puede sostenerse indefinidamente.

Feliz fin de semana, monsieur

Bisous

Nikkita dijo...

Hola Pablo,
una afirmación muy actual, la historia siempre se repite.
Muchas empresas han pagado entre el año pasado y este los años de "ombliguismo" en los que solo importaba su enriquecimiento al margen de las necesidades del mercado o de sus clientes.
Buen fin de semana!. Besos.

Xibeliuss dijo...

Es una pena que Kropotkin esté tan olvidado ultimamente. Siempre lo he considerado uno de los pensadores más lúcidos de su época.
Saludos.

Mercedes dijo...

Interesantes palabras estas que nos traes de Piotr Kropotkin. Y, si no nos interesa lo que nos venden, ¿por qué compramos? ¿Tan influenciables somos?
Hasta pronto.

Pablo D. dijo...

Tomes la frase que tomes de Kropotkin siempre te tiene un significado aplicable a la actualidad.

Uno de los más grandes pensadores de la historia, para mí. ¿No lo crees, Silvia?

Un saludo!

Pablo D. dijo...

No arrastran a un sin fin de compras sin sentido. Hacen que las cosas que menos necesitamos sean las que más valoramos.

Parece que somos ovejitas que vamos detrás del pastor... Así nos han arrastrado a esta situación.

Y así una y otra vez...

Un saludo, Reinas!

Pablo D. dijo...

Pues la verdad que no estoy muy puesto en la discrografía de Julio Iglesias, Madame...jajaja.

La verdad que la mentalidad de hoy en día es de hacerse rico y no pensar en los demás. Sólo un grupo de solidarios es el que se ha propuesto dejar de ganar tanto dinero para ayudar a los más perjudicados con esta dolorosa crisis.

¿Si todos hubiesen hecho lo mismo, la crisis estaría solucionanda? Puede que sí...

Un saludo!

NORMA SANTOS dijo...

Un pensador con visión de futuro, más actual que nunca. ¿Aún estás liado con los exámenes?
Un saludo majete.

Pablo D. dijo...

Está claro, Nikkita. Esta crisis ha sido un examen para el sistema capitalista en el que estamos estancados. Qué ha pasado, que hemos suspendido y con una nota pésima...

El problema es que no vamos a aprender de este suspenso. Nos olvidaremos y caeremos otra vez en el mismo error. Y esto será así por los siglos de los siglos...

Un saludo!

Cayetano dijo...

Y es lo que tenemos. A lo mejor resulta que, como dicen, es el menos malo de los sistemas económicos habidos y por haber; pero no me resigno a que el futuro y el bienestar de la humanidad dependa de un mercado frío y despiadado que sólo considera a los habitantes de este mundo como productores o consumidores.
Un saludo.

Pablo D. dijo...

Estoy contigo, Xibeliuss. Creo que no se le da el lugar que debe ocupar en la sociedad.

Parece que otros han conseguido la fama con mucho menos y al príncipe se le relega a una posición secundaria.

Pero bueno, creo que algún día se le hará justicia y tendrá el reconocimiento y la importancia que se merece tan ilustre pensador.

Un saludo!

Pablo D. dijo...

No es que seamos demasiado influenciables, Mercedes. Es usan con nosotros una táctica de acoso y derribo terrible...

Nos bombardean con anuncios constantemente y van minando nuestra resistencia hasta que al final vemos los productos como una necesidad para neustra vida cotidiana.

Nos tienen pillados por donde quieren...

Un saludo!

Pablo D. dijo...

Es muy interesante saber como los grandes pensadores ya intuían la decadencia de este modelo en el que vivimoos.

Me queda esta semanita y ya acabo, Norma. :)

Un saludo!

Pablo D. dijo...

Me duele escuchar a esa gente que se resigna a pensar en que este sistema es el que tenemos y es el menos malo para nosotros.

Siempre hay algo mejor, y en este caso no hay duda de que existe o existirá. El problema es que la comodidad en la que estamos sumidos nos imposibilita el movernos para conseguirlo.

Es una pena. Pero al final tenemos lo que nos merecemos...

Un saludo, Cayetano!

Dissortat en l'exili dijo...

El mundo está regido por "los mercaderes del Templo". La economía se antepone a todo lo demás.

Salud!

almalaire dijo...

Es un asunto que quema y una entrada tremendamente oportuna. Da mucho que pensar.

A cuántas de las cosas sin las que podríamos perfectamente vivir estamos dispuestos a renunciar?. Hace meses Carrefour lanzó una campaña para eliminar las bolsas de los supermercados con el pretexto de que eran altamente contaminantes (lo son, pero a Carrefour eso le da igual). Ahora las vuelve a distribuir. Contaminan lo mismo que antes pero el hecho de tener que pagar por la bolsa ha provocado que muchos clientes dejen de serlo y claro, por ahí no pasan.

Sólo son bolsas, y puedes llevarte las tuyas de casa, y todos sabemos que estamos desangrando el planeta...pero si no nos dan una bolsa dejamos de comprar en esa tienda y vamos a otra en la que si nos la den. Y así con todas las cosas.

Saludos, Pablo

Pablo D. dijo...

Sí, Dossortat. Lamentablemente se antepone el "Se puede vender bien" al "Puede ser útil para la sociedad".

Pero lo mismo pasa con la política. Se gobierna por y para las encuestas de votantes, no para el pueblo.

Una pena...

Un saludo!

Pablo D. dijo...

Tienes toda la razón, Alma. Tenemos lo que nos merecemos.

No hemos acomodado tando que no nos importa nada lo que nos rodea, nos da igual que nos la den por cualquier sitio con tal tener todas las comodidades posibles a nuestro alcance.

En una palabra, hemos hipotecado nuestra vida por una sociedad terriblemente fría, individualista e insolidaria...

Un saludo!

Felipe dijo...

Qué gran razón llevaba el gran teórico del anarquismo.

Los mercados,lo financiero y demás mundo tiburón sólo caminan y han caminado hacia su propia avaricia.

¡Salud y República!

CarmenBéjar dijo...

Pero, ¿cuando la economía no está en crisis? Para el que tiene dinero y siempre mide por medio de él, nunca es suficiente. Si tiene 2 quiere el doble y si 4 el triple, de tal manera que su avaricia se multiplica exponencialemente sin límite.

Un saludo

Pablo D. dijo...

Y puede que nunca cambien si no nos movemos y les plantamos cara, Felipe.

Nos dejamos ningunear por un sistema capitalista que sólo ve en nosotros una simple estadística con la que engordar sus bolsillos...

Un saludo!

Pablo D. dijo...

La economía es tan avariciosa que no mira al futuro, que no tiene miedo a una posible crisis ya que la pagaremos los demás.

No importa que las pequeñas y medianas empresas acaben en bancarrota mientas que las cuatro poderosas sigan teniendo beneficios.

Un saludo, Carmen!

ROSALIANM dijo...

Eso nos demuestra que todo ya estaba inventado, que el pasado sufrió lo que ahora se padece y que el hombre siempre tropieza dos veces con la misma piedra. ¡Y pensar que imaginamos el futuro como algo mejor y prometedor!
Un beso Pablo y feliz fin de semana.

Related Posts with Thumbnails